Esculturas religiosas en madera tallada

Esculturas religiosas en madera tallada

Los primeros ejemplos de esculturas religiosas en madera tallada provienen nada más y nada menos que de la Edad Media en Italia y Francia, cuando el tema principal de las tallas de madera en general era la iconografía cristiana. Desafortunadamente, puesto que la madera no tiene una vida tan larga, sólo quedan algunas tallas provenientes de los primeros años de la era cristiana.

 

Crear esculturas religiosas en madera tallada nunca ha sido cosa fácil y siempre ha sido necesario dejarlo a manos de un artista profesional. La incorporación de relieves y texturas específicas para darle a las esculturas una apariencia realística es un trabajo minucioso y difícil. A continuación listamos los pasos de ejecución de las esculturas religiosas en madera tallada.

 

Pasos de ejecución de las esculturas religiosas en madera tallada

 

1. El ensamble de la madera

Para crear una escultura es necesario primero ensamblar tantos tablones como sean necesarios hasta obtener el grosor que queramos.

 

2. El desbaste de la madera

El desbaste de la madera ayudar a obtener la silueta básica de la figura. Esta técnica creará una silueta sin ningún tipo de detalle en forma de boceto.

 

3. La forja de la madera

Este paso sirve para dar más forma a cada una de las partes de la figura y definir así los rasgos de la cara, la pose de la figura y los pliegues de las vestimentas.

 

4. La definición de los detalles

Este paso consigue que la escultura tenga un aspecto real. La definición de los detalles se lleva a cabo con diferentes tipos de gubias, que son una especie de navajas que podemos encontrar en diferentes medidas y grosores. El tipo de gubia a utilizar dependerá del tipo de relieve y textura que se le quiera dar.

 

Si quieres conocer más sobre las esculturas religiosas en madera tallada o necesitas la ejecución de una, no dudes en contactar con Manuel Rodríguez, restaurador profesional que podrá asesorarte en cualquier tipo de cuestión artística.

Además, también puede resultarle de interés Técnicas de escultura: desde el pulido al modelado.

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *